Noticias
Edición Impresa en su Correo
Hojear Edición Impresa Ahora
Abrir Panel
Jueves Enero 20, 2017
Registrarse
Miércoles, 11 Enero 2017 19:20

Arena suelta Por: Tayde González Arias. Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Aprenda del que se fue, y disfrute del que venga.

 

El significado que tienen las fechas para cada uno de nosotros pueden ser tan especiales que nos hacen llorar, reír o rabiar. Haber nacido en un día con un número marcado en un calendario es motivo de festejo de planeación, lista de amigos, muchos o pocos invitados y compañías especiales, los cumpleaños son de gran relevancia para las mayorías y tener un día de complacencia personal es sin duda sumamente merecido y necesario.

Pero hay otras fechas en que coincide la familia, en las que las reuniones tumultuarias son infaltables, hablo especialmente de esas fechas en las que beber ponche, tomar ceniza, rezar o hacer rituales de buena suerte son acciones que deben ser, y parecen ser acontecimientos que necesita la sociedad que se planee en el Calendario Gregoriano para recordar que tan mucho somos solos y que tan real es que la unión hace la fuerza; siendo las dos premisas importantes para seguir siendo el hombre o la mujer que somos y que nos debemos a un ADN que compartido y a un género estupendamente emocional.

El año nuevo es una fecha que sólo puede significar cambio de un número mayor; de un 6 por un 7, de 8 por un 9, o de 10 por un 11, o mucho más. En medio de las premoniciones, de imaginaciones respecto a lo bueno o lo malo que ha de suceder en la nueva era por vivir, lo único que sigue siendo realidad es que por más promesas o propósitos que nos hagamos, no se han de lograr ninguno si no hay seriedad, constancia y voluntad para llegar a esas metas que nos hayamos programado. No bajará de peso sí, no deja de consumir lo que consume, tampoco se mantendrá sanó sino se alimenta de manera adecuada.

No cambiaran los resultados, ni mejorara su estado con la misma fórmula. Hay momentos de ser atrevidos, este es el momento, de apostar enserio con conocimiento de causa y eso se logra recordando que los días que ya pasaron del año viejo debieron dejar más que líneas de expresión, una historia de vida de la que se ha aprendido y aportará las experiencias de tropiezos que ahora se deben evitar. Comience este nuevo ciclo creyendo más en usted, dándose más tiempo para descansar, buscando hacer lo que más le gusta, perdonando, sanando y ver como florecerá la felicidad en su vida.

No es momento para que se deje impresionar, ni espantar por los altos costos de la vida, porque el alza en todo aquello que consume es alto. Mejor relájese, respire y considere que, solamente saliendo de la cama, de su casa y trabajando es como se puede sobrevivir. No haga de su vida rutinas, estas sólo sirven para tonificar enel gimnasio, vaya por otra vereda distinta a la que fue el año pasado, cuando uno pasa por nuevas zonas siempre hay algo nuevo, ya sea el nuevo súper, el nuevo puesto o el local cerrado, el que se entere de novedades le dará, por ejemplo, más qué contar y charlar y puede ser que nuevas amistades u oportunidades de negociar, comunicar y facilitar su mejor vivir.

Decida este 2017, ser viajero y no vagabundo, ser más libre que antes y emprenda esos proyectos que no pudieron ser, pero ahora con mayor ímpetu.

Esta es la oportunidad de que sea usted el ejemplo de superación, de mejoras, de admiración, no para vanagloriarse si no para alimentar el espíritu del que hemos sido dotados como hombres y mujeres del mundo. Hágase lo que usted quiera que se haga como siempre lo ha querido y tendrá eso que desea, se va a equivocar, va a ver momentos en que no quiera seguir, pero recuerde que usted nos es arena suelta que cualquier viento mueva si no un roble cuyas raíces son tan profundas que por mayor crisis climática caiga sobre usted, ha de permanecer de pie y de frente.

Visto 178 veces